Cómo dar empoderamiento a tu gente. Editorial Uneabasto.com, Marzo 24, 2015.

Tú como empresario, dueño de una tienda de abarrotes o puesto de frutas, necesitas tener gente eficaz en sus labores, sólo así te podrán ayudar a que tengas éxito.

¿Cómo lograrlo? Luis Castañeda, en su libro "Las 25 tareas ineludibles del director de Pymes" recomienda que hay que darle a nuestro personal lo que se conoce como "empoderamiento"; es decir, darles poder e independencia para mejorar su rendimiento.

El autor habla de algunas herramientas, de las cuales sintetizamos las siguientes:

El respeto. Cuando la gente se siente respetada trabaja mejor y da lo mejor de sí; Se debe respetar a todos incluyendo al de la limpieza.

Responsabilidad. "Todos el personal debe conocer a fondo sus responsabilidades y el papel que juegan en la estrategia empresarial".
Recursos. Éstos deben ser proporcionales a la responsabilidad, y que cada empleado esté consciente que sus recursos debe ser rentables.

Autoridad. Al empleado le debe quedar claro cuál es su nivel de autoridad y qué tipo de decisiones puede tomar.

Estándares de excelencia. Especificar el desempeño en cuestión de cantidad, calidad, costo y tiempo que se debe tomar para los resultados.

Capacitación y desarrollo. La empresa debe contribuir a que el empleado se desarrolle integralmente, tanto en su vida laboral como personal.

Información. El empleado debe conocer bien a su empresa en términos de su misión, visión y estrategias.

Retroalimentación. Al empleado se le debe evaluar periódicamente para que sepa cómo está funcionando.

Reconocimiento. Debe haber un sistema de reconocimientos.

Confianza. La confianza completa genera un clima laboral altamente productivo.

Tolerancia a sus errores. Aceptar de los empleados sólo aquellos errores que sean involuntarios y sin mala intención.

Coaching. "El director moderno no es un jefe, es un coach como los que dirigen a los equipos deportistas: capacitar, aconsejar, proveer, inspirar y dejar trabajar".

Dentro de tus posibilidades, y de acuerdo a las tareas de cada una de tus gentes, es recomendable que apliques estas herramientas. Recuerda que para tener tiempo y energía para pensar en crecimiento y planes a futuro es necesario que delegues actividades.

 

Por: Editorial Uneabasto.com. Todos los derechos Reservados MMXV

Regresar a home-page