Nuestra gran casa: LA TIERRA. Por: George Mendez. Julio 17, 2018. Uneabasto.com

Algunos nos quejamos de los desastres naturales; ciclones, terremotos, sequías, erupciones volcánicas, etc., y nos asustamos ante su poder creyendo a veces que estos sucesos son contra nosotros.

Nada de eso, son expresiones normales de un planeta vivo; somos nosotros los que no nos ubicamos de acuerdo a sus características y naturaleza. Cada una de sus manifestaciones tiene sus razones y responden a un propósito.

Los humanos tenemos la mejor casa que pueda existir en el universo: el planeta Tierra; como si hubiera sido diseñada por el mejor arquitecto.

¿Será que la hicieron a nuestra medida y de acuerdo a nuestras necesidades, es mera coincidencia o la vemos perfecta porque somos resultado y fruto de ella?

La tierra es perfecta en todos sentidos. Según los científicos, jamás hubiera existido vida en ella, de no ser por una serie de “felices coincidencias”:
• La ubicación de la Tierra en la galaxia Vía Láctea y en el sistema solar, así como su órbita, inclinación, velocidad de rotación y su singular Luna
• Un campo magnético y una atmósfera que forman un doble escudo protector
• Ciclos naturales que reabastecen y purifican las reservas de aire y agua

Si hubiera sido diferente alguno de estos aspectos, no existiríamos.

Hasta donde se conoce, la Tierra es el único planeta en todo el sistema solar, que contiene agua, oxígeno y clima de la manera que lo tenemos aquí.

Pero, ¿estas características son producto del azar o fue diseñada para nosotros los humanos? ¿O es resultado de miles de millones de años de movimientos, acomodos y enfriamiento? Lo que haya sido, debemos reconocer que tenemos la fortuna de habitarla en este momento. Cuidemos de ella.

Por: George Mendez/ Revista "El Comercio Tradicional al Detalle", en colaboración con Uneabasto.com. Todos los Derechos Reservados MMXVIII

Regresar a home-page


'9