Las "mermas" en una tienda, una fuga de dinero. Revista "El Comercio Tradicional al Detalle". Mayo 14, 2013.

Las mermas son productos que pierden las características para satisfacer al cliente a causa del mal manejo de ellos en las bodegas o en los anaqueles.

Las mermas son normales en la operación de un negocio hasta cierto límite, a esto se le conoce como merma tolerada.

Las mermas pueden clasificarse en comercial y operativa:

  • La comercial es derivada de promociones, descuentos, etc.

  • La operativa es la que resulta de las operaciones como almacenamiento y "frenteo"

Esta representa más del 90% de las mermas y es controlable a través de la administración del negocio. En ella encontramos una oportunidad de ahorro enorme, al ser susceptible de erradicar.

A su vez, la merma operativa se divide en:

  • Conocida, la que podemos identificar como causa de averías, vencimientos y desperdicios.

  • Desconocida, de la que no tenemos elementos para decir cuál fue la causa, y que puede ser el robo interno, robo externo, errores administrativos, errores de proveedores, etc.

Para evitar la existencia de mermas conocidas debemos implementar medidas de control que nos permitan identificar y prevenir las circunstancias causantes de ellas.

Algunas de las medidas de control que podemos tomar para llevar un control general del inventario son:

  • Capacitar a los empleados para aprovechar al máximo los productos de la tienda, esto en el caso de los productos que son vendidos a granel.

  • Verificar cada semana las fechas de caducidad de los productos perecederos; por ejemplo, cremería, lácteos, sodas, medicamentos, etc.

Con una revisión rápida será suficiente:

  • Establecer un proceso de llenado y almacenamiento. Es recomendable utilizar el método de "Primeras entradas, primeras salidas". Es decir los primeros productos en llegar en la semana serán los primeros en vender, el resto serán almacenados de acuerdo a su fecha de caducidad.

  • Exigir a los proveedores una fecha de caducidad razonable, que nos permita rotar los productos con un margen suficiente de vencimiento.

Al realizar los pedidos a proveedores avisarles qué productos están próximos a vencer para que puedan cambiarlos.
Si es necesario, los empleados deberán reportar qué cambios solicitaron a cada proveedor y qué otras mermas han identificado, con la finalidad de que se responsabilicen más sobre el manejo adecuado de los productos y del desperdicio generado en productos a granel.

En situaciones de mermas desconocidas como el robo interno y externo podemos instalar un sistema de cámaras de seguridad y realizar arqueos constantemente.

Las modalidades más comunes de robos son:

  • La salida de mercancía no registrada

  • Camuflaje de mercancía en la ropa

  • Consumo de alimentos dentro de la tienda
  • Robos a mano armada

El margen de merma tolerada total óptimo debe encontrarse entre el 1% y el 1.5% del valor del inventario. Y tú, ¿Cómo evitas las mermas en tu negocio? ¿Qué ideas tienes para evitar el exceso de mermas?.

Por: Revista "El Comercio Tradicional al Detalle" en colaboración con Uneabasto.com. Todos los derechos Reservados MMXIII

Regresar a home-page