¿Quién trabaja más, hombres o mujeres? Por: Paty Vega. Uneabasto.com. Marzo 29, 2016.

Las mujeres mexicanas somos las que más trabajamos. Esto se podría sintetizar como una de las conclusiones de un estudio publicado por la Cooperación y el Desarrollo Económico(OCDE) y cuya autora es Veerle Miranda.

Fue una investigación realizada en 29 países miembros de la OCDE, donde se evaluó la importancia del trabajo no remunerado, que en gran parte realizamos las mujeres.

En el estudio se consideraron países desarrollados como Estados Unidos, Reino Unido y Alemania, y otros menos desarrollados como Italia, Polonia, Eslovenia y México.

Como trabajo no remunerado se consideró "la producción de bienes y servicios por parte de los miembros del hogar que no se venden en el mercado", y se refiere principalmente a las labores domésticas y al cuidado de los infantes, en donde "son los mexicanos los que más tiempo dedican a estas actividades".

Otra de las conclusiones que destaca la autora del estudio se refiere a que "específicamente en México, la diferencia entre hombres y mujeres es enorme". las mujeres trabajamos mucho más en este tipo de actividades.

En promedio "el trabajo de cuidar y limpiar sin sueldo equivale a una tercera parte del tamaño de toda la economía", y en México, donde todavía es costumbre, hábito y tradición que la mujer sea la que mayormente haga los quehaceres de la casa sin ninguna remuneración, esta proporción es mayor, y su equivalencia podría llegar al 50% del PIB.

Ante este panorama, y aprovechando que este mes se celebra el "Día Internacional de la mujer", habría que considerar estas enormes diferencias, no para que exigir un sueldo al marido, porque posiblemente no le alcance su presupuesto, sino para repartir las tareas domésticas. Que ellos cooperen más en los quehaceres del hogar y en el cuidado de los hijos.

Dada la importancia que tenemos las mujeres en la familia, y considerando que somos el eje central en la educación de los hijos, debería existir una ley que exigiera a los hombres una mayor participación en el trabajo no remunerado del hogar, de esta manera, las mujeres mexicanas podríamos tener mejor calidad de vida, y el impacto en todos los miembros de la familia sería, también, de mejor calidad.

Por: Paty Vega, en colaboración con Uneabasto.com y El Comercio Tradicional al Detalle. Todos los derechos Reservados MMXVI

Regresar a home-page