No niegues a tu niño interno. Por: María Elena Contreras Julio 2, 2021. UneAbasto.com

Portarse como niños no es malo, sólo hay que hacerlo en el lugar, momento y con las personas adecuadas.

Algunos nos critican cuando nos comportamos como niñas o niños, para ellos significa inmadurez y creen que no pueden tratar asuntos serios con nosotros; nada más lejos de la realidad.

Portarse como niñas o niños no es malo, sólo hay que hacerlo en el lugar, en el momento y con las personas adecuadas.

Portarse como adulto tampoco está mal, sólo que para estar en equilibrio mental es necesario divertirse, y eso sólo lo puede hacer nuestro niña o niño interno.

Nos lo han dicho muchas veces, todos llevamos una niña/niño interno; esto es muy cierto, y aunque lo neguemos o no lo reconozcamos, su presencia energética está en cada uno de nosotros, y aun cuando no nos demos cuenta, esa presencia es permanente; está con nosotros donde estemos y nos acompaña a donde vayamos.

Esa presencia no podemos reprimirla porque, como todo ser, si no lo dejamos expresarse, se puede manifestar en cualquier momento y en cualquier lugar, haciéndonos quedar mal.

Lo importante es que nuestra niña o niño interno puede mejorar nuestra parte adulta, y al revés, nuestra parte adulta puede sanar muchos daños psicológicos que traigamos.

Las mujeres expresamos mejor nuestra niña interna. Sabemos llorar más fácilmente que los hombres. Hablamos más, nos expresamos más, criticamos, gritamos o nos carcajeamos.

Los hombres, por su parte, satisfacen su niño interno a través de los deportes, viéndolos o jugándolos, o mediante los autos, la colección de algún juguete o la compra de uno que se parezca a los que tenía cuando era niño, etc.

¿Y tú, cómo expresas tu niño interno?

Por: María Elena Contreras/ Revista "El Comercio Tradicional al Detalle", en colaboración con Uneabasto.com. Todos los Derechos Reservados MMXXI

Regresar a home-page